Inicio > Poesía > 15 aforismos de Roberto Juarroz
15 aforismos de Roberto Juarroz

Roberto Juarroz fue un poeta, bibliotecario, crítico y ensayista nacido en Coronel Dorrego, Buenos Aires, Argentina, en 1925. Salvo su colección realista Seis poemas sueltos (1960), su obra se agrupa en una serie de volúmenes correlativamente numerados del uno al catorce bajo el título general de Poesía vertical; desde 1958 hasta 1997, cuando apareció la decimocuarta entrega de manera póstuma. Fue amigo íntimo de Antonio Porchia, cuyo libro Voces le influyó notablemente.

Su temática se centró en la metapoesía y su lenguaje se fue haciendo conceptual conforme exploraba los límites de la palabra como nexo de relación del hombre con el mundo, un mundo contemplado como epifanía, como revelación. No le interesaba la musicalidad ni la experimentación con el lenguaje per se: intentaba buscar el fundamento último de la realidad exterior, por lo que su poesía es una especie de colección de callejones sin salida, una búsqueda constante. En autor de ensayos como son Poesía y creación (Diálogos con Guillermo Boido).

***

Imaginar una lámpara hasta encenderla.

***

No nos mata morir: nos mata haber nacido.

***

La imaginación es la verdadera historia del mundo.

***

El centro del amor no siempre coincide con el centro de la vida.

***

La obra del olvido prueba que recordar es fácil y olvidar difícil.

***

Hay palabras que son como una fiesta que cae del asombro de los pájaros.

***

Solamente si has perdido tu pérdida, cortaremos el hilo para empezar de nuevo.

***

No se trata de hablar, no se trata de callar: se trata de abrir algo entre la palabra y el silencio.

***

La poesía consiste, de alguna manera, en dar a todas las lenguas las palabras que les faltan, las palabras que el idioma común no puede decir.

***

La soledad es la usanza más difícil pero es la única y legítima madre, porque en ella se encuentra no sólo el amor a lo que existe sino también el amor a lo que no existe.

***

Lo único que puede completar al hombre es su expresión. El ser humano es casi todo expresión. Que se entienda de una vez: el extremo de esa cualidad básica, esencial del hombre, que es expresarse, es la poesía. La mayor intensidad y también la mayor necesidad de la expresión.

***

Allí donde la luz no alumbra, tal vez alumbre la sombra.

***

Un laberinto sólo se encuentra en otro laberinto.

***

Apagar una luz me deslumbra más que encenderla.

***

Una red de mirada mantiene unido al mundo, no lo deja caerse.

4.8/5 (36 Puntuaciones. Valora este artículo, por favor)