Inicio > Poesía > Ahora que es tarde, de José Luis Morante

Ahora que es tarde, de José Luis Morante

Ahora que es tarde, de José Luis Morante

José  Luis Morante es un poeta y crítico nacido en El Bohodón, Ávila, en 1956. Las antologías Mapa de ruta (Maillot Amarillo, 2010), Pulsaciones (Takara, 2017) compendian su obra poética formada por una decena de libros con reconocimientos como el Premio Luis Cernuda, el Internacional de Poesía San Juan de la Cruz, o el Premio Hermanos Argensola.  Entre sus obras en prosa están el diario Reencuentros, el libro de entrevistas Palabras adentro y Protagonistas y secundarios, selección de artículos y reseñas sobre poesía contemporánea. Su labor crítica está representada por las ediciones Arquitecturas de la memoria, sobre Joan Margarit, Ropa de calle, sobre Luis García Montero, y la edición Hilo de oro, sobre el poeta Eloy Sánchez Rosillo, las tres en la colección Letras Hispánicas de Cátedra; también ha prologado la obra poética de Luis Felipe Comendador, Herme G. Donis, Javier Sánchez Menéndez  y Karmelo C. Iribarren.  Puso voz a la primera hornada poética española del siglo XXI en la antología Regeneración (Valparaíso, 2016). También ha publicado los libros de aforismos Mejores días (2009) y Motivos personales (2015) y figura en las principales antologías del género. Es responsable del blog Puentes de Papel. Presentamos una selección de textos de la antología Ahora que es tarde (La Garúa, 2020).

AQUÍ

Nada y todo ocurre en todas partes

                                               PHILIP LARKIN

 

Es aquí donde estoy,

tras las grietas de  un yo parapetado

en las profundidades

de sí mismo.

 

Habito un cuarto exiguo

donde nada hay detrás

salvo el vacío

de paredes sin lustre.

Soy un plano que muestra,

maltrecho y solitario,

el retraso gastado de caminos

que ya se desvanecen.

 

Mi reclusión carece de secretos.

En las puertas del frío,

necesito encontrar

en cualquier parte

el refugio pactado,

un cuerpo que sostenga

el temblor de la luz.

EPIFANÍA

Ordinal  necesario,

la pulcritud se aplica en dar forma y textura

al poema feliz.

Es  palabra con alas que difunde

el hilo en el ovillo

de los sueños.

 

El  poema desciende luminoso,

anuda la belleza

y remoza pequeños propósitos baldíos

pues no contiene lastre

y conoce  remedios

contra el cerco famélico

de cualquier decepción.

 

Auroral, el poema

asordina la angustia

y no marchita pasos

en la tierra de nadie

del chantaje afectivo.

 

Sus palabras exigen

que tenga la avidez

salina de  lo intenso

y disloque en el aire

toda asepsia expresiva.

Que soporte la ley

gravitatoria del trapecio

y se mantenga

sobre la cuerda frágil de sí mismo,

como un don disponible

que  sostiene el azul

y todo empieza.

 

Debe saber también,

hecho gesto final,

guardar el extravío

bajo techo.

ALCANTARILLAS

Hábitat de la noche.

El rojo escalofrío

de una rata furtiva

distancia mi linterna.

 

Cerca, suena un goteo

con trasiego de sístole.

La percusión empoza

el manchón aterido de los muros.

 

Aquí  yace dormida la belleza;

su destello cansado dictamina

que  ningún cielo existe.

 

En el hedor, la náusea;

continuas advertencias

de  mi desasosiego.

Pero nada socava

el afán de seguir.

 

Camino a tientas.

Sé que soy mientras busco.

NADAR EN SECO

El tiempo que no tuve nada en seco.

En él, cada brazada recolecta

el secreto de la profundidad.

De cuando en cuando,

rasga la superficie un hueco húmedo

cuyo fondo merece

estelas de luciérnagas.

Mas un sudor salobre

desdice la quietud

e  impulsa otra brazada

hacia el perfil exacto del trascielo.

 

No dejo que el cansancio

se carcoma en reflejos.

Sacudo el agua ausente.

En los brazos maltrechos

hay jirones de mí.

LA SEMILLA

En la fragilidad de la semilla

hay un rumor de savia

donde cabe el silencio.

En él escarban

futuro las raíces

y dormitan los troncos

que buscan en el aire arquitectura.

 

Somos en la semilla

un ciclo de estaciones

y lluvias y solanas

y nubes que desandan los azules gastados

de los cielos con pájaros.

 

A resguardo del tiempo,

en la semilla duerme otra semilla.

—————————————

Autor: José Luis Morante. Título: Ahora que es tarde. Editorial: La Garúa. Venta: Amazon

4.2/5 (5 Puntuaciones. Valora este artículo, por favor)