Inicio > Libros > Narrativa > La soledad era esto
La soledad era esto

Una mujer de cincuenta y muchos sueña con la casa que le gustaría tener. Una casa grande en la que poder colocar y disfrutar los objetos que ha ido recopilando a lo largo de su vida; además quiere un lago, un barco con remos (¿por qué?) y una heladera… La mujer está sola. Se ha separado después de veinte años de matrimonio, sus hijas se han independizado… La mujer es escritora.

Un hombre de treintaytantos lleva toda la vida durmiendo mal. A veces deliberada y trabajosamente: con adrenalina, bebidas energéticas y horas de estudio. Otras, justo al contrario: con melatonina y sufrimiento. El insomnio, viviendo con un bebé y una pareja que duerme, le hace sentir solo. El hombre es escritor.

Eso es lo que tienen en común estos dos libros: la vida le pasa por encima a un autor, y al contarlo nos cuenta. La escritora acaba concluyendo que lo que más valora son “las relaciones humanas y la imaginación”, y que su mayor bien son sus libros: una propiedad sin vallas, sin seguridad, sin barreras. El escritor sabe que, a su pesar, el mal dormir le define y le construye; como Don Quijote, es un hombre condicionado por “el mucho leer y el poco dormir”.

Ella sueña una casa, él busca el sueño. Y en esa ensoñación nos hacen de espejo.

————————

Autora: Deborah Levy. Título: Una casa propia. Traducción: Cruz Rodríguez Juiz. Editorial: Literatura Random House. Venta: Todostuslibros.

Autor: David Jiménez Torres. Título: El mal dormir (Un ensayo sobre el sueño, la vigilia y el cansancio). Editorial: Libros del Asteroide (I Premio de No Ficción Libros del Asteroide). Venta: Todostuslibros.

4.3/5 (3 Puntuaciones. Valora este artículo, por favor)
Notificar por email
Notificar de
guest
0 Comentarios
Feedbacks en línea
Ver todos los comentarios