Inicio > Blogs > Ajedrez y literatura > La verdad de las mentiras: La foto falsa de Capablanca

La verdad de las mentiras: La foto falsa de Capablanca

La verdad de las mentiras: La foto falsa de Capablanca

Los divulgadores del ajedrez, al igual que los políticos, no dejan de sorprendernos cada mañana con informaciones que contribuyen a confundir aún más a los lectores no avisados, publicando, la mayoría de las veces sin contrastar, noticias que intoxican la ya de por sí caótica historia del juego. Lo malo de estas noticias, como la mayoría de las que aparecen en las redes, no tienen más consistencia que la que el propio lector quiera otorgarles, ya que carecen de veracidad y, lo que es peor, son consumidas sin ningún tipo de criterio por lectores que a su vez las difunden en el boca a oreja o en los medios que tengan a su alcance, con el consiguiente deterioro de lo que debería ser la noticia en su entorno más aséptico y sustentada siempre con la veracidad del hecho en cuestión.

Uno de los más recientes ejemplos de lo que acabamos de decir lo encontramos en varios blogs dedicados al ajedrez y relacionados estrechamente con el que fuera niño prodigio y campeón del mundo del juego ciencia, el cubano José Raúl Capablanca y Graupera.

"La foto fue publicada por un conocido periodista cubano, quien dice que el niño de la imagen no es otro que el prodigio cubano José Raúl Capablanca."

Desde hace unos años estos tabloides ajedrecísticos exhiben una foto de un niño vestido con traje de marinero que está jugando una sesión de partidas simultáneas contra varios oponentes de diferentes edades. La foto fue publicada por un conocido periodista cubano, quien dice que el niño de la imagen no es otro que el prodigio cubano José Raúl Capablanca, dando unas simultáneas en “La perla del Caribe” y que la citada foto se la hizo llegar la propia familia del jugador.

La foto en cuestión, que reproducimos abajo, apareció en realidad por vez primera en 1920, cuando Capablanca tenía 22 años y no tiene sentido que la familia o el propio Capablanca se dedicaran a recortar fotos de alguien que como veremos no es el joven maestro sino el prodigio polaco nacionalizado norteamericano Samuel Reshevsky.

Lo curioso del hecho en sí mismo no es que aparezca una foto del campeón, jugando o sin jugar, de las que hay numerosas en las redes y libros, sino que se diga que es del pequeño José Raúl, cuando se sabe con total certeza que jamás jugó unas simultáneas antes de 1905, cuando ya estaba en Estados Unidos (no debemos tener en cuenta la que jugó en La Habana el 26 de octubre de 1901 contra ocho débiles adversarios, a excepción de Rafael Blanco, organizada por sus amigos y familiares como ensayo para ver sus dotes en esta modalidad, con resultado de +7-1=0). (Diario de La Marina, pg.4, 26 de Octubre 1901)

Pero, naturalmente, esta aseveración de que el niño de la foto es Reshevsky necesita de un respaldo documental contrastado que hasta el día de hoy ninguno de los biógrafos de Capablanca ha aportado.

"Sin embargo, Ocampos no aporta prueba alguna que ratifique que el niño en cuestión no es Capablanca, algo por otra parte fácil de reconocer para aquellos que manejen libros de historia del ajedrez y biografías, internet… de los jugadores más famosos del mundo."

El MI Raúl Ocampo Vargas, en un artículo titulado ¿Capablanca o Reshevsky? publicado en Chess Coach , ajedrez a la orden del 7 de octubre de 2010, incluye dos fotografías de Reshevsky diciendo: “Me parece increíble que se siga insistiendo en Cuba que la foto publicada en Ajedrez para todos y etiquetada como de Capablanca dando simultáneas de niño aún se sostenga por el periodista Jesús Bayolo como auténtica, si está claro que es Reshevsky, como se puede ver comparando las fotos”.

Sin embargo, Ocampos no aporta prueba alguna que ratifique que el niño en cuestión no es Capablanca, algo por otra parte fácil de reconocer para aquellos que manejen libros de historia del ajedrez y biografías, internet… de los jugadores más famosos del mundo, donde se pueden encontrar varias fotos del niño Reshevsky con el traje de marinero en el que aparece en todas las giras de simultáneas, tanto las que da en Estados Unidos como en Europa en 1920.

La Stratégie, Le Miroir y los periódicos de la época refutan la foto

Si vamos a las fuentes de la época nos encontramos que ya La Stratégie, en sus números de enero, junio y julio de 1920, tenía los datos de la gira de simultáneas que jugó en Berlín, Viena, Amsterdam, Belgica y París.

He aquí la relación de las seis simultáneas francesas:

París 1er juillet 1920 à l’Hôtel Majestic / [20 parties en simultanée : +17 =2] (Fernand Gavarry et Louis Schwartz) -1 (Philippe Bohomolec)

4 juin 1920 au club des Echecs du Palais Royal / [20 parties en simultanée : +18 -2]

8 juin 1920 à l’Hôtel Régina / [20 parties en simultanée : +18 =1 (John Sachs) -1 (Des Sablons)]

10 juin 1920 au Grand Cercle / [20 parties en simultanée : +20]

13 juin 1920, Réunion privée / [10 parties : +10] ??

18 juin 1920 au syndicat des négociants en pierres fines / [20 parties en simultanée : +20]

20 juin 1920 au club des Echecs du Palais Royal / [14 parties éclair d’une moyenne de 2mn chacune contre Eugène Michel Antoniadi (6) : +12 =1 -1]

23 juin 1920 à la bourse des diamantaires / [10 parties en simultanée : +9 -1 (Louis Schwartz)]

1er juillet 1920 à l’Hôtel Majestic / [20 parties en simultanée : +17 =2 (Fernand Gavarry et Louis Schwartz) -1 (Philippe Bohomolec)]

Berlín, 22 de enero de 1920.

Reshevsky juega con un oponente desconocido en París, en una reunión privada. Podemos verlo con su traje de marinero, mientras la princesa Georges de Grèce (1882-1962), más conocida como Marie Bonaparte, observa (Elle descend d’un des frères de Napoléon 1er. De manière assez inattendue, elle est une disciple de Sigmund Freud et sera une pionnière de la psychanalyse en France!).

Amsterdam, 23 de junio de 1920, Bolsa de Diamantes.

En todas las fotos de simultáneas Reshevsky aparece con el mismo traje de marinero, igual que sucede en las simultáneas que dio en América. La foto del falso Capablanca igualmente tiene puesto el mismo traje, y si comparamos todas las imágenes y muchas otras veremos el corte de pelo, la forma de la cabeza, la forma de peinarse, los dibujos de las rayas, los pantalones, la estatura y edad, e incluso que los personajes contra los que juega visten ropas de un país no tropical, algo que en Cuba no sería consecuente.

En la foto de arriba el falso Capablanca aparece jugando contra varios oponentes que no son cubanos sino ¡pasajeros del Olympic!

¡La foto de Reshevsky apareció en el New York Times!

Y es la demostración definitiva de que la foto que publica el periodista cubano Jesús Bayolo del niño Capablanca diciendo que después de 94 años la había encontrado ¡ES FALSA! El niño de la foto es Reshevsky, y corresponde a su llegada al puerto de Nueva York en el Olympic, procedente de Europa acompañado de sus padres y de su manager.

Tras meses de búsqueda encontré la fuente en el New York Times y pertenece al periódico del 04/11/1920. La ficha de la foto es la siguiente: Rzeschewski arrived in New York on November
3, 1920.

  • Fecha: –
  • Dimensiones: 1081 x 2501 píxeles
  • Nombre de archivo: reshevskyNYT04111920.jpg
  • Tamaño de archivo:
  • Con flash: No


Según el texto la foto corresponde a unas simultáneas ofrecidas la noche anterior a bordo del  transatlántico Olympic, de la White Star Line (gemelo del Titanic y del Britannic) contra un equipo de personas de la lista de pasajeros del buque. Once oponentes por mesa, incluyendo una partida a la ciega. Ganó todas en una hora y la exhibición fue dada a beneficio de Seamen’s Charities. 

"Tras esta demostración de falsedad documental, una más de las muchas que circulan por las redes, esperamos que quien difunda este tipo de noticias las contrasten."
Durante el período de cuarentena que el buque tuvo que guardar en el muelle neoyorquino, el editor del American Chess Bulletin, Helman Helms, que llevaba su tablero de bolsillo, le enseñó una de las centenares de posiciones de las partidas que Reshevsky había jugado en Inglaterra. Por medio de su manager le preguntó si sabía a qué partida pertenecía. Durante unos minutos Samuel estudió con gesto grave la posición, pero enseguida el gesto se transformó en una sonrisa cuando le dijo que la posición pertenecía a la partida que había jugado contra el campeón de Gran Bretaña, Griffith, a la ciega, y que él había sido el ganador. Como reconocimiento por esta hazaña y por el resultado de las simultáneas le fue entregado el tablero portátil como premio, siendo el primero que el fenomenal jugador ganaba en el Nuevo Mundo. Tras desembarcar Reshevsky y su familia se trasladaron al hotel Pennsylvania.

Tras esta demostración de falsedad documental, una más de las muchas que circulan por las redes, esperamos que quien difunda este tipo de noticias las contrasten y constaten con el fin de no empañar la figura de un gran jugador, que en este caso no necesita heraldos que reinventen su vida añadiéndole hechos o dichos jamás ocurridos. Capablanca tiene su lugar de honor en el panteón de los más grandes de todos los tiempos, y publicaciones fraudulentas como la señalada sólo indican la inseguridad de quien la propaga.

5/5 (2 Puntuaciones. Valora este artículo, por favor)