Inicio > Libros > Narrativa > Tiempo atrás no fue la Isla Blanca

Tiempo atrás no fue la Isla Blanca

Tiempo atrás no fue la Isla Blanca

El execrable crimen que sirve de inspiración a Toni Montserrat (Ibiza, 1974) en su ópera prima, titulada Isla Negra, es un claro ejemplo de que, ya en el siglo XIX, se produjeron hechos sangrientos como los que llenaron páginas y páginas de rotativos locales, regionales y nacionales a lo largo del siglo XX. Vienen a mi memoria, entre otros, los casos de Jarabo, Puerto Urraco, Alcásser, Matamendigos, etc.

En una Ibiza, tierra dura, oscura, desconocida y hostil que hace que los habitantes de la isla Pitiusa sean muy reservados y porten armas en previsión de altercados, el 26 de diciembre de 1863 aparecen asesinados en su casa un respetado y querido párroco rural y su criado. La casa rectoral se convierte en la escena de un crimen sangriento en donde todo está revuelto. En el registro de la casa, la policía descubre que faltan una casulla, un cáliz, un crucifijo y el dinero que el párroco tenía preparado para comprar una finca, ya que era de público conocimiento que tenía fecha para cerrar el trato ante el notario. Al ser una persona tan querida, la indignación de los habitantes de la isla va en aumento. Después de días de infructuosas pesquisas por parte de las autoridades policiales de la isla, el gobernador de las Baleares, ante el temor de que se desaten protestas y de que el gobierno del reino vea a la isla como el coto de unos bandidos, decide solicitar la ayuda de la recién creada “oficina central de investigación»; sección dotada de los más modernos sistemas de indagación en donde trabaja la élite policial de España. Ante la gravedad de los hechos, el gobierno de la Reina decide enviar al inspector Marc Guasch por su conocimiento de la lengua que se habla en la isla.

"En la isla no todo es lo que aparenta, la policía tiene que lidiar con un buen surtido de prejuicios, creencias populares y leyendas"

El avezado detective, en principio, no puede descubrir la verdad de lo ocurrido, ya que los habitantes de la isla no son sinceros y le ocultan parte de los hechos, destapando sólo lo que les interesa.

Guasch basa todas sus actuaciones policiales en su novísimo método. En el mismo, la buena suerte es producto del trabajo, y no de la fortuna, que los policías obtienen en sus acciones; siendo consciente que no debe olvidar que, para obtener resultados en su investigación, hay que sembrar para recoger y saber hacer equipo con todos sus subordinados.

En la isla no todo es lo que aparenta, la policía tiene que lidiar con un buen surtido de prejuicios, creencias populares y leyendas. A cada paso que da, ve como las pesquisas se enredan y complican más. Hay secretos impenetrables que precisan de serenidad y sangre fría, por parte de los protagonistas policiales, para desentrañarlos. Estos son conscientes que, en diversas ocasiones, han sido los propios acontecimientos los que han dirigido la investigación.

"Para darnos cuenta de la importancia del magnífico y controlado enredo argumental, hasta Marc Guasch esconde vínculos secretos con la isla"

Toni Monserrat articula una novela a la que dota de una trama llena de intriga, donde ficciona y crea unos personajes que poseen una personalidad deslumbrante. Realiza una descripción meticulosa de la peculiar sociedad insular en donde los vecinos, a pesar de la rudeza y la soledad de vivir en una isla, suelen ser hospitalarios. A lo largo de la intriga hay muchas sorpresas que levantan suspicacias entre los propios policías, que deben sufrir una presión que los lleva a padecer incertidumbres y pesadillas. Poco a poco van realizando descubrimientos que los llevan a la conclusión de que nada es lo que parece. A medida que conocen más detalles y la luz se abre camino, se producen diversos giros que hacen que descarten a unos presuntos culpables y aparezcan otros nuevos. Para darnos cuenta de la importancia del magnífico y controlado enredo argumental, hasta Marc Guasch esconde vínculos secretos con la isla.

A lo largo de todo el argumento de la novela basada en un crimen real, Montserrat es capaz de mantener al lector en vilo y resolver de manera brillante el final de este. Una vez más, y van unas cuantas, un autor novel me sorprende con una novela muy bien diseñada y mejor escrita de un tema muy interesante que permite que el libro sea muy recomendable.

—————————————

Autor: Toni Montserrat. Título: Isla Negra. Editorial: Plaza y Janés. Venta: Todos tus libros, Amazon, Fnac y Casa del Libro.

© Toni Costa

5/5 (24 Puntuaciones. Valora este artículo, por favor)
Notificar por email
Notificar de
guest

5 Comentarios
Antiguos
Recientes Más votados
Feedbacks en línea
Ver todos los comentarios
Juan A. Rodríguez
Juan A. Rodríguez
6 meses hace

Hummm… asesinatos y detectives en mi isla vecina, interesante…! Gracias, Ramón, una vez más, y enhorabuena al autor. Un abrazo, Toni, compañero.

Toni
Toni
6 meses hace
Responder a  Juan A. Rodríguez

¡Muchísimas gracias! Y gracias de nuevo a Ramón, por supuesto. ¡Un abrazo!

Olga Luján
Olga Luján
6 meses hace

Emocionante reseña!! Sin duda y tras leerla es imposible pasar por alto esta novela.

Toni
Toni
6 meses hace
Responder a  Olga Luján

La verdad que sí que es emocionante, en especial el último párrafo. ¡Muchas gracias, Olga! ¡Un abrazo!

Qualenqui
Qualenqui
6 meses hace

Lo mejor que he leído este año, bien documentado e inmejorablemente escrito. Imprescindible si eres Ibicenco y un regalo excepcional para el que acaba de llegar o lleva tiempo en la isla.