Inicio > Firmas > Ayer fue miércoles toda la mañana > El testamento literario de John Galsworthy

El testamento literario de John Galsworthy

El testamento literario de John Galsworthy

Foto promocional de la BBC para la serie de La saga de los Forsyte

El origen del escritor John Galsworthy (Kingston, 1867 – Londres, 1933) se remonta a una antigua familia de granjeros de Devonshire que levantaron una importante fortuna en el siglo XIX. Estudió Derecho en el New College de Oxford y, siguiendo el ejemplo de su padre, se especializó en Derecho Marítimo. Gracias al dinero de la familia pudo poner en práctica su gran afición a la aventura, viajando por todo el mundo, lo que le hace darse cuenta de que ese espíritu aventurero no puede ser compatible con la práctica del Derecho. Además, durante uno de sus viajes, conoce a Joseph Conrad, por aquella época oficial de un buque mercante, y se crea una amistad que durará siempre. Dos maneras de ver el mundo contrapuestas: las novelas de Galsworthy son una fotografía de la vida burguesa, aunque en varias ocasiones trata asuntos que tienen que ver con estratos sociales más bajos, por ejemplo, en La caja de plata, una obra de teatro cuya temática es crítica con los contrastes de algunas de las leyes promulgadas para ricos y pobres. O, taimadamente aunque resuelto, hace que en Un cortejo silencioso, Jon Forsyte se extrañe durante su estancia temporal en el sur de Norteamérica de que aún consideren inferiores a los negros.

"La saga se publica completa al año de terminar la última entrega, es decir, en 1922, y en ella Galsworthy narra la vida de tres generaciones de una familia"

John Galsworthy publica la nouvelle Un cortejo… entre El mono blanco (1924) y La cuchara de plata (1926), dos novelas cortas pertenecientes a la segunda trilogía, titulada Una comedia moderna, y en ella el joven Jon, de 23 años, conoce a Anne Wilmont, de 19, en una reunión familiar que se organiza para ver unos túmulos indios.
Galsworthy tiene una primera etapa como escritor, antes de publicar la primera novela de la serie, que se conoce como La Saga de los Forsyte, con la que entra de lleno en el ámbito de la admiración de los lectores y de la crítica. Se titula El propietario y la publica en 1906. Es el inicio de la primera trilogía, cuyas historias tienen aún un ligero toque más victoriano, y la forman, con El propietario, El veranillo de San Martín de un Forsyte (1918), En los tribunales (1919), Despertar (1920) y Se alquila (1921).

La saga se publica completa al año de terminar la última entrega, es decir, en 1922, y en ella Galsworthy narra la vida de tres generaciones de una familia. A propósito del título, el autor escribió: “Habrá quien no esté de acuerdo con el uso de la palabra “saga” por su connotación heroica y el hecho de que haya poco heroísmo en estas páginas, pero se utiliza con oportuna ironía y, al fin y al cabo, este cuento tan largo, aunque trate de gentes que visten levitas y volantes en una época muy próspera, no carece del innato calor de la batalla”.

John Galsworthy

"En 1967 la BBC lanza la serie de televisión con el mismo título, La Saga de los Forsyte, en 26 capítulos impecables cuya enorme popularidad transciende los límites de Gran Bretaña"

En sus novelas Galsworthy va retratando las vicisitudes de una familia británica de clase media alta a través de sus personajes: enamoramientos, mujeres sometidas al capricho de sus maridos, infidelidades, divorcios, líos de amor y otros enredos, y en 1967 la BBC, siempre atenta a las fabulosas posibilidades que ofrecen las buenas historias de los libros, lanza la serie de televisión con el mismo título, La Saga de los Forsyte, en 26 capítulos impecables cuya enorme popularidad transciende los límites de Gran Bretaña y llega también a España a los 34 años de la muerte de su autor.

En el frontispicio de la serie de novelas, John Galsworthy escribió las siguientes palabras: “A mi esposa dedico La saga de los Forsyte en su totalidad, convencido de que, entre toda mi obra, esta es la menos indigna de alguien sin cuyo aliento, comprensión y crítica jamás hubiera llegado a ser escritor, en la medida en que lo soy”.

Su esposa fue Ada Pearson, con la que mantuvo una historia de amor durante los diez años que estuvo casada con A.J. Galsworthy, a la sazón primo de John. Parece ser que en la novela Ada es Irene, una mujer divorciada, hija del profesor Heron y madre de Jon, que casará con Anne Wilmont, a quienes conocimos en Un cortejo silencioso. No hemos destripado nada porque al principio de la novela hay un árbol genealógico de los Forsyte encabezado por los patriarcas de la saga: Jolyon Forsyte y Julia Hayter, casados en 1768.

"En 1929 recibe la Orden del Mérito y en 1932 el Premio Nobel de Literatura aunque apenas le da tiempo para disfrutarlo"

John Galsworthy escribe: “Tal y como los antiguos egipcios disponían alrededor de sus momias todo lo necesario para la vida futura, yo he procurado colocar junto a las figuras de las tías Ann, Juley y Hester, de Timothy y Swithin, de Jolyon padre y James, y de sus hijos, todo aquello que pueda garantizarles un poco más de vida de aquí en adelante, un poco del bálsamo curativo de esta Galaad siempre con prisas: el progreso que se desvanece. Aunque la alta burguesía —con el resto de las clases— esté destinada a avanzar hacia el amorfismo, aquí, encurtida en estas páginas, yace bajo un cristal para que quienes recorran el amplio y mal organizado museo de las letras puedan contemplarla. Aquí descansa, conservada en su propio jugo: el sentido de la propiedad”.

En 1929 recibe la Orden del Mérito y en 1932 el Premio Nobel de Literatura aunque apenas le da tiempo para disfrutarlo puesto que muere al año siguiente.

Bibliografía utilizada:

La Saga de los Forsyte contiene en un tomo las novelas: El propietario, El veranillo de San Martín de un Forsyte, En los tribunales, Despertar y Se alquila.

Dos libros de Una comedia moderna:
. La cuchara de plata. Incluye Un cortejo silencioso (Entreacto).
. El canto del cisne. Incluye De paso (Entreacto).

Dos novelas cortas:
. Bajo el manzano
. El testamento del estoico

Todas estas novelas están publicadas en la Editorial Reino de Cordelia traducidas por Susana Carral.

Hay una versión de El propietario en la editorial Cátedra (colección Biblioteca Clásica del siglo XX). Edición y traducción de Miguel Ángel Pérez Pérez.