Inicio > Libros > Narrativa > Yihadistas en Calahorra

Yihadistas en Calahorra

Yihadistas en Calahorra

Entre la España vacía de Sergio del Molino y esa otra en la que es posible Un andar solitario entre la gente como el de Antonio Muñoz Molina existe un mundo intermedio que ha dejado de ser una de ellas sin haber llegado a ser del todo la otra. Lugares en los que nunca pasa nada hasta que un día sucede algo. Sitios en los que uno se cree oculto de los demás hasta que descubre que solo ha logrado esconderse de sí mismo. Territorios híbridos como Calahorra, el epicentro geográfico de esta novela, que Francisco Bescós convierte en vórtice ejemplar de todas esas tensiones a través de una trama compleja desplegada de manera paciente pero con la inexorabilidad de un cronograma.

"Los vínculos que les unen son débiles, en gran medida casuales, de manera que no podemos decir que estemos ante un noir rural canónico"

Con el telón de fondo de la vendimia en la Rioja Baja, un mundo industrioso y ordenado levantado sobre el caos de la inmigración balcánica, la teniente de la Guardia Civil Lucía Utrera deberá investigar la muerte de uno de los temporeros. Sus pesquisas, que pasarán de los ajustes de cuentas propios de la delincuencia común al terrorismo yihadista pasando por los ecos de la devastación etarra, nos irán acercando a una serie de personajes atrapados entre el ser y el deber ser: un agente asfixiado por un entorno que solo vive para drogarse, un cura violento que se aloja en un prostíbulo, un patriota sin patria.

"La intriga se expande hacia universos cada vez más inquietantes, espeluznantes por sus terribles consecuencias"

Los vínculos que les unen son débiles, en gran medida casuales, de manera que no podemos decir que estemos ante un noir rural canónico, aquel que cimenta su horror en la maraña irrompible de las relaciones personales. Frase a frase asistimos al despojamiento interior de cada uno de ellos, de manera individual y apenas conectada con otra dimensión que no sea su pasado, mientras la intriga se expande hacia universos cada vez más inquietantes, espeluznantes por sus terribles consecuencias, pero, sobre todo, por cómo corroen la apariencia idílica y previsible de un lugar que ya no volverá a ser el mismo, y cuya descarnada irrupción nos deja con la sensación de que ninguna Ítaca es posible.

De hecho, ese es el gran acierto de esta novela: ambientar en un entorno rural una trama de hechura eminentemente urbana, pero que no hubiera tenido la misma dimensión hipnótica de haber sido urdida en un barrio de una gran ciudad. Antes al contrario, ubicada en un espacio como este, tapizado de una belleza natural que no anuncia ni mucho menos las contradicciones que alberga, actúa como un perturbador imán para la curiosidad del horrorizado lector.

——————————

Autor: Francisco Bescós. Título: El porqué del color rojo. Editorial: Salto de página. Venta: Amazon