Inicio > Actualidad > Noticias > «El teu gust», la novela póstuma de Isabel-Clara Simó

«El teu gust», la novela póstuma de Isabel-Clara Simó

«El teu gust», la novela póstuma de Isabel-Clara Simó

La editorial valenciana Bromera publicará el próximo marzo la última novela de Isabel-Clara Simó, fallecida este lunes a los 76 años, titulada El teu gust, en la que trata sobre la decapitación, entendida en el sentido de la «pérdida propia, de perder la cabeza por algo».

El editor Gonçal López-Pampló ha explicado a Efe que empezaron a trabajar en esta obra antes del verano, cuando ella ya estaba enferma, y toda la comunicación, que duró hasta el pasado día 25 de diciembre, fue a través de correo electrónico, «en un proceso muy honesto, abierto y bonito». Estuvieron dialogando por este canal «sobre muchísimos aspectos de la novela, que presentó totalmente acabada, y que habla en cierta manera de la propia desaparición, de la decapitación, en el sentido de perder la cabeza cuando uno se enamora, por ejemplo, y se lanza a cosas imposibles, a una dimensión no racional». Asimismo, trata de las preferencias de las personas «en función de sus momentos vitales, de quien uno se enamora o se desenamora». Entiende López-Pampló que, sin ser autobiográfica, «cualquiera que conozca la trayectoria de Isabel, tanto vital como literariamente, reconocerá muchas de sus características, con elementos muy personales».

El editor, que ha recordado que en Bromera han publicado una quincena de las novelas de la alcoyana, ha ido atrás en el tiempo, a cuando la conoció en el año 2012 durante un vuelo en avión, en el que él le confesó que tenía miedo. «Antes de despegar me dio la mano y me la apretó. Creo que con esto me quedo, con que era una persona dispuesta a darte la mano, a apretártela y, al mismo tiempo, a defender sus ideas. Era muy firme en sus puntos de vista, aunque también flexible si tus argumentos la convencían«.

Gonçal López-Pampló no ha escondido que en su relación tuvieron «discrepancias, pero siempre hubo cordialidad, un afecto de fondo entre una mujer que tenía cuarenta años más que yo, que para mí era un referente, a la que había leído de muy joven, visto en la televisión o con una abuela que tenía sus novelas, unos factores que imponían respeto, que después se confirmó en el trato personal». A la vez, ha destacado su «vitalidad» y su «admirable resistencia», especialmente en los últimos meses de su grave enfermedad.

4.3/5 (4 Puntuaciones. Valora este artículo, por favor)